Los guardianes de Territorio

Todos los días a las 6:00 a.m., 1300 zaguates esperan a que sus fieles cuidadores despierten para escribir un nuevo capítulo en la historia de Territorio.

Cada cuidador, comparte desde que amanece hasta el anochecer, con una manada de perros, de esa manera protagonizan grandes aventuras y se convierten en los guardianes de los zaguates.

Es precisamente la labor que realizan la que los convierte en unos verdaderos titanes, ya que son ellos las personas que acompañan en todo momento a la manada de Territorio. Sus tareas en la finca son múltiples y van desde bañar a los perros, cortarles las uñas, recoger los desechos, darles la comida, hasta llevarlos de paseo. Siempre vigilantes de la seguridad de todos los zaguates.

Por este motivo hacemos un reconocimientos a su labor, en el marco de la Semana de Apreciación por el Rescate y los Albergues de Animales, ya que estos guardianes llenan de cariño a todos los Territorianos, que en su pasado, fueron maltratados o abandonados en las calles.

Esta es la historia de algunos de nuestros valientes guardianes:

José Antonio Soto

jose

Este joven de origen nicaragüense llegó a Costa Rica cuando tenía cuatro años. Asegura que desde pequeño siempre ha tenido perros porque le gustan mucho.

Actualmente tiene tres años de trabajar con Territorio de Zaguates y durante este tiempo ha desempeñado diferentes labores, en donde ha tenido una experiencia muy bonita.

Una de las anécdotas que más recuerda ocurrió apenas llegando al refugio: “Cuando entré a trabajar me llevé un susto porque se armó una pelea con los perros y yo lo que hice fue subirme a la malla en lugar de ayudarles a los compañeros”.

Por otra parte, José reconoció que Territorio es un lugar donde los perros pueden tener una mejor calidad de vida, porque no están en las calles y se evita el sufrimiento que pasan allí, ya que hay muchas personas que los maltratan y los abandonan por gusto sin saber las consecuencias que eso puede tener.  

De momento José no tiene otros planes que no sea estar en Territorio de Zaguates: “Si me pudiera quedar aquí hasta que me haga viejo sería muy bueno, me gusta mucho el trabajo y los animales me encantan, estar con ellos es muy bonito.”

José Ramón Jarquín

ramon

Este guardián es uno de los más recientes en Territorio, tiene cerca de cuatro meses de trabajar en la finca, y a los pocos días logró que un grupo de 10 perros nuevos se encariñaran a él.

“Como a los 15 días de haber llegado me fui con el jefe (Álvaro) a traer unos perros a Cartago, y a los pocos días me logré ganar el cariño de ellos. Los perros nuevos en la finca tienen un proceso de adaptación antes de compartir con la manada, se ubican en una sección aparte y poco a poco se van sacando para que se acostumbren a que hay otros perros, me dijeron que un perro tarda entre uno y dos meses en ese proceso. Sin embargo, yo les comencé a dar mucho cariño cuando limpiaba el corral y me gané la confianza de ellos, a los pocos días ya había sacado a todos para que estuvieran con la manada”, comentó.

Este trabajador afirma que los perros lo eligieron a él y ahora siempre lo acompañan a donde vaya. Tanto así que si José se mueve dos pasos al frente, los perros también lo hacen. Algunos de los nombres que les puso a los zaguates son: El Payaso, El Vaquero y El Caballo.  

Juan Isidro Bravo

isidro

Trabaja en Territorio de Zaguates desde hace tres años, es un nicaragüense de origen campesino. No hay momento en el día que este hombre deje de cuidar y darle cariño a cada miembro de la manada, ya que su serenidad logra empatar muy bien con la euforia de todos los perros, que a diario salen a recibirlo cuando llega a la finca, esperando una de sus caricias.

Juan, nunca se imaginó estar rodeado de tantos perros, y a pesar de que a todos los cuida por igual, siempre hay algunos que se roban su atención y con los que logra mantener un cariño especial, para él son: Bimba y Chancha.

Alexander Rodríguez

alexander

Alexander es otro de los guardianes que le encantan los perros y que llegó a Territorio de Zaguates hace dos años y medio. Para él la finca es un lugar muy hermoso y la oportunidad de estar compartiendo todo el día con los animales no la puede comparar con ninguna otra.

“Al principio es muy impresionante estar aquí porque son demasiados perros, luego uno se va acostumbrando a estar con ellos, los vas acariciando y así uno se los va ganando. A mí  me gustado mucho estar con ellos porque los perros merecen mucho apoyo, aquí los cuidamos, les damos cariño, salimos por la finca a pasear y jugar, uno se divierte mucho con ellos”, comentó.

En Territorio nos gusta trabajar con humanos sensibles, atentos y al servicio de los perritos más desprotegidos.  Gracias al apoyo que recibimos, podemos contar con personas que se convierten en guardianes para todos los Territorianos, dispuestas a llenar de felicidad y cariño a todos los zaguates.

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt